La consellera de Agricultura, Pesca y Alimentación, Mae de la Concha, ha reiterado al ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, la petición de la reserva marina de s’Illeta, en Sóller. Ha sido durante el transcurso del Consejo Consultivo de Política Agrícola y Pesquera, celebrado en Madrid. De la Concha le ha entregado material divulgativo de la reserva marina e, incluso, una camiseta.

La petición se hace en Madrid ya que las aguas de esta reserva marina, situada en el poniente de la Serra de Tramuntana, son exteriores y, por lo tanto, de competencia estatal. El club náutico de Sóller y la Cofradía de Pescadores de Sóller impulsaron la creación de esta reserva en el 2009. Esta plataforma ha contado con el apoyo de la sociedad civil, con asociaciones y entidades, también de la ciudadanía y de las instituciones, como el organismo competente en pesca y la unanimidad del ayuntamiento de Sóller en el momento de la presentación.

De la Concha ha explicado al ministro que supondría recuperar mucha biodiversidad y mejorar la actividad pesquera y de buceo. «Es una petición que ha salido de Sóller, con el apoyo de todos los sectores, y le he transmitido la necesidad y la importancia de esta reserva para esta zona», ha explicado. Además, según la consellera, «Sóller, en general, tiene una actitud muy de acuerdo con los tiempos que corren y con lo que pide Europa, tanto en agricultura, en pesca, en alimentación en general, hacia la agricultura ecológica, la producción sostenible, y una reserva marina allí sería especialmente útil».

Más de 5.000 hectáreas

Según el informe elaborado por la plataforma, la reserva marina iría de la zona de Ses Puntes, en Sóller, hasta el Morro de’n Llobera, del municipio de Escorca. Se extendería 1,5 millas mar adentro desde la costa, ocuparía una área total de 5.033,4 hectáreas, y tendría una zona de reserva integral. El Port de Sóller cuenta con dos embarcaciones de arrastre y también siete de pesca artesanal, así como de recreativas.